18 ago. 2012

El Ajo, propiedades medicinales según el Ayurveda


Ajo, Allium Sativum, Alioideas

Tradicionalmente se agrupaba dentro de la familia de las liliáceas pero actualmente se lo ubica dentro de la subfamilia de las alióideas de las amarilidáceas


Descripción

Es una hortaliza cuyo bulbo se emplea comúnmente en la cocina mediterránea. Tiene además un lugar destacado dentro de la medicina Ayurveda por sus usos terapéuticos.

Es una planta perenne de la familia de la cebolla. Las hojas son planas y delgadas, de hasta 30 cm de longitud. Las raíces alcanzan fácilmente profundidades de 50 cm o más. El bulbo, de piel blanca, forma una cabeza dividida en gajos que comúnmente son llamados dientes. Cada cabeza puede contener de 6 a 12 dientes, cada uno de los cuales se encuentra envuelto en una delgada película de color blanco o rojizo. Cada uno de los dientes puede dar origen a una nueva planta de ajo, ya que poseen en su base una yema terminal que es capaz de germinar incluso sin necesidad de plantarse previamente.

Nombre Sánscrito
Rasona (sin un sabor: ácido), Lashuna

Historia
Ocupa un lugar destacado como medicamento en el Ayurveda, en cuya historia existen múltiples referencias a sus excelentes cualidades medicinales.

En textos antiguos del Ayurveda, como el Ashtanga Hridaya y en Gada Nigraha, existen relatos mitológicos en los cuales se hace referencia al ajo: “Cuando los dioses y demonios agitaron el océano, de este surgió el néctar (amrita), Rahu y un grupo de demonios que lideraba, comieron una porción de este amrita. Cuando Vishnu se enteró decapitó a Rahu y una porción del néctar cayó al suelo. De este amrita en contacto con la tierra  surgió el ajo. Por esto se dice que como es parte del amrita tiene excelentes propiedades curativas y rejuvenecedoras, pero como fue corrompido por los demonios no debe ser consumido por personas con aspiraciones espirituales.”  Uno de los grandes sabios del Ayurveda, Vagbhatta considera al ajo como el mejor entre los Vatahara dravyas (medicinas para equilibrar a Vata).

En el Kashyapa Samhita se narra otra historia mitológica sobre las virtudes del ajo, en ella,  Shiva se encuentra con unos esposos devotos que le piden que les dé una planta que los mantenga libres de enfermedades y por la que puedan tener hijos sanos, Shiva les dio el ajo, por el cual tuvieron un hijo fuerte y saludable. En el Ayurveda existe una “cura de ajo” que se llama Terapia Kalpa.

En China, ya figura en el Calendario de los Hsia, un libro que se supone escrito hace casi 4.000 años; y según la tradición, una vez que el emperador amarillo Hoang-Ti escalaba una montaña, salvó la vida de uno de sus cortesanos que había comido una planta venenosa gracias al ajo silvestre.

La medicina tibetana, tan antigua como su historia, nos informa de que «El ajo tiene un efecto terapéutico sobre la flema y el aire. Aumenta la fuerza de la sangre, aunque no tenga un efecto directo sobre ella; es bueno para la hipertensión y el insomnio».

La medicina siberiana, en la que se mezclan el racionalismo occidental y los secretos de los chamanes del Asia Central, atribuye al ajo un poder sedante sobre el sistema nervioso y lo utiliza hervido con leche para curar los espasmos y la angustia; y dice que en la hipertensión, un ajo hervido con leche hace maravillas si se asocia a una dieta apropiada. Y también hervido con leche hace milagros en la tosferina y los resfriados. También se lo recomienda a las personas de edad en forma de curas bianuales de una maceración alcohólica.

En la Odisea, Homero dice que fue el dios Hermes quien dio a Ulises el ajo para protegerse de los encantamientos de Circe; quizás sea de aquí de donde proviene la idea moderna que lo convierte en la mejor arma contra los vampiros.

Los griegos le llamaban «la rosa fétida» y los atletas hacían verdaderas curas de ajo antes de practicar sus ejercicios atléticos, pero tenían prohibida la entrada al templo de Cibeles mientras no eliminaran su fétido olor.

Las legiones romanas consumían ajos regularmente, de los que sacaban fuerza, coraje y una notable resistencia ante las distintas fiebres que encontraban a su paso.


Y también Hipócrates, Galeno, Virgilio, Dioscórides y Plinio el Viejo, por citar sólo algunos autores clásicos, lo recomiendan como condimento y por sus propiedades tónicas, curativas y afrodisíacas.

Cada vez se conocen mejor las sustancias que lo componen y cuál es su acción beneficiosa sobre el metabolismo humano, y actualmente es el centro de atención y estudio de muchos investigadores en todo el mundo. 

Parte usada
El bulbo con fines medicinales

Cualidades (Guna)
Untuoso, pesado, penetrante, aromático

Sabor (Rasa)
6 sabores excepto agrio y mayormente picante. En la raíz predomina el picante, el amargo en la hoja, astringente en el tallo, salado en el tope del tallo y dulce en las semillas.

Potencia (Virya)
Caliente

Efecto post-digestivo (Vipaka)
Picante

Efecto sobre Tridosha
VK P

Cualidades energéticas del Ajo
El bulbo y los dientes del ajo, son de forma aguda y con características penetrantes, al igual que su intenso aroma. Esta característica predominante en el Ayurveda se conoce como Tikshna y es importante recordar que la cualidad energética de una sustancia está determinada por sus cualidades.

Esto es debido a que el bulbo crece y se desarrolla en el suelo, y cuando florece también desarrolla una forma bulbar en la parte superior, repitiendo en el espacio la misma forma que tiene debajo de la tierra.

Desde el punto de vista energético, el ajo tiene la capacidad de entrar en lo alto, en lo superior, en el sistema nervioso llevando la cualidad de la tierra generando nutrición del sistema nervioso, este efecto se conoce en el Ayurveda como "rejuvenecimiento" (Rasayana) y esta es una de las grandes virtudes del ajo. 

Esta capacidad de llevar la energía de su forma a lo alto, revela gran parte de sus cualidades, ya que estas ayudan en el cuerpo a  transformar y metabolizar los frutos de la tierra, los alimentos, en estructuras más sutiles como los nutrientes básicos (efecto digestivo o Agni dipana). 

También, en el ámbito de lo psíquico, el ajo genera estas cualidades terrestres,  produciendo quietud, enlentecimiento y tranquilidad (efecto tamásico), equilibrando a Vata y muy útil en disminuir el estrés. 

Esta capacidad de llevar su forma desde lo inferior a lo más sutil, permite que la cualidad terrestre de la humedad pueda ser eliminada, equilibrandoa Kapha (caracterizado por ser húmedo), eliminando líquidos excedentes como la flema y disminuyendo los edemas

Este efecto vuelve a repetirse de manera similar en relación a que ayuda a eliminar los residuos excedentes (sobrantes) de los alimentos que se transforman en sustancias tóxicas y otras estructuras alteradas como placas de ateroma, permitiendo que estos sean fácilmente eliminados (efecto depurativo). Así también ayuda a corregir los procesos metabólicos alterados como procesos de aterosclerosis, reuma, exceso de lípidos, etc.

Tejidos
Trabaja sobre todos los tejidos.

Sistemas (Srotras)
Digestivo, respiratorio, nervioso, reproductivo, circulatorio.

Acción especial (Prabhava)
Rejuvenecedor

Acciones tradicionales según el Ayurveda
Nutritivo (Bihaa), afrodisíaco (Vṛṣya), Digestivo (Dīpana), facilita la defecación (Sāra), destructor de toxinas (Āmanāśaka), rejuvenecedor de Vāta (Vātarasāyana), agravador de Pitta y de la sangre (Pittaraktavardhana), beneficiosos para problemas cardíacos (Hidayarogahara), destructor de fiebres (Jvaraghna), alivia dolores abdomianles (Śūlaghna), Vermífugo (Kmighna), aliviador de la tos (Kāsaghna).

Acciones reconocidas actualmente
Estimulante, expectorante, carminativo, alterativo, desinfectante, antitrombótico, hipotensor, hipolipemiante, antihelmíntico, antiespasmódico, afrodisíaco, rejuvenecedor.

Usos según el Ayurveda
Es una Rasayana para Vata, en menor grado para Kapha y también para el sistema nervioso y osteoarticular, por lo que es útil en la terapia de enfermedades reumáticas y artritis, ciática, cervicalgia, lumbalgia y otros dolores de espalda.

Es un poderoso desintoxicante y depurativo del sistema linfático y la sangre, por lo que se utiliza en infecciones por gérmenes y parásitos, además de fiebre.

Sus cualidades son tamásicas, produce sensación de pesadez y letargo útiles en desequilibrios mentales de tipo Vata (histeria). Incrementa el semen y es afrodisíaco pero puede ser irritante para los órganos reproductivos. También en indigestión, dolor abdominal, cólicos abdominales, toxinas en el aparato digestivo, laringitis, afasia, litiasis renal, rinitis crónica, edemas, obstrucción de los canales de circulación.

También se lo utiliza en problemas del aparato respiratorio, como resfríos, congestión de mucosas, tos, asma, ya que posee cualidades descongestivas y rejuvenecedoras, en especial regula a Prana y Udana Vata además de poseer cualidades expectorantes y removedoras de la flema espesa.

Sobre el aparato circulatorio, tiene propiedades estimulantes y aumenta la temperatura corporal. Además lo beneficia al reducir Kapha y Ama en el tejido linfático, la sangre y el tejido graso reduciendo el colestrol y la voscosidad de la sangre. Estos efecto hacen que el ajo sea utilizado en tratar enfermedades del corazón y arterias como hipertensión arterial, hipercolesterolemia, aterosclerosis, palpitaciones.

En problemas ginecológicos se puede utilizar con té de jengibre fresco ayuda a regular a Vata en la zona pélvica por lo que se utiliza en dolores menstruales, además es nutritivo de Shukra Dhatu.

Útil también en problemas de piel y problemas del sistema nervioso como histeria.

Externamente se utiliza en pasta (para tratar cefaleas, dolores y otros problemas articulares relacionados a Vata).

Propiedades farmacológicas
  • Hipolipemiante: Disminuye el nivel de colesterol LDL en la sangre (colesterol malo), produciendo un efecto cardio protector, y contribuye en la prevención de enfermedades coronarias y accidentes vasculares cerebrales.
  • Vasodilatador periférico: Este efecto causa un aumento del calibre de los vasos y se produce por una reducción de agentes vasopresores como las prostaglandinas y angiotensina II.
  • Antihipertensivo: Este efecto hipotensor del ajo es causado por el efecto vasodilatador. En dosis elevadas, el ajo provoca un descenso de la tensión arterial.
  • Antiagregante plaquetario: Impide la tendencia excesiva de las plaquetas sanguíneas a agruparse formando coágulos, y también actúa como fibrinolítico (deshace la fibrina que es la proteína que forma los coágulos sanguíneos).
  • Hipoglucemiante: El ajo normaliza el nivel de glucosa sanguínea, útil en casos de diabetes y obesidad.
  • Antibiótico y antiséptico general: El ajo tiene también una acción antibiótica contra varios microorganismos (Escherichia coli, Salmonella typhimurium, estafilococos y estreptococos, diversos hongos, como Cándida Albicans y también virus). El poder bactericida del ajo en el conducto intestinal es selectivo por lo que a diferencia de los antibióticos sintéticos, regula la flora intestinal y no la destruye, ya que sólo actúa sobre las bacterias patógenas.
  • Estimulante de las defensas: El ajo aumenta la actividad de las células defensivas del organismo, linfocitos y macrófagos, por tanto estimula la respuesta inmunológica y ayuda al sistema inmunitario del organismo a resistir las infecciones.
  • Vermífugo: El ajo actúa contra los parásitos intestinales, especialmente contra los Ascaris lumbricoides.
  • Tonificante y depurativo: El ajo activa reacciones químicas del metabolismo y favorece los procesos de excreción de sustancias de desecho.

Usos habituales
En la actualidad, el ajo es una medicina naturista y tiene una amplia utilización farmacológica. Es eficaz como antibiótico, combatiendo numerosos hongos, bacterias y virus. También se utiliza actualmente en el control de enfermedades cardíacas ya que reduce el bloqueo de las arterias); reduce la presión arterial y el colesterol; incrementa el nivel de insulina en el cuerpo; controla los daños causados por la arterioesclerosis y el reumatismo. También se relaciona con la prevención de ciertos tipos de cáncer, ciertas complicaciones de la diabetes Mellitus, en la reversión del estrés y la depresión.


De acuerdo a los efectos medicinales buscados, varía la forma en que deben ser ingeridos, ya que el ajo posee diferentes propiedades crudo o cocido. Cuando el ajo crudo es cortado o machacado, se produce la combinación de la aliina con la alinasa, lo que produce una sustancia denominada alicina. Ésta tiene varios efectos benéficos, en cambio si el ajo es cocinado, este compuesto se destruye. En el proceso de cocción se liberan compuestos diferentes, como la adenosina y el ajoeno, que poseen cualidades anticoagulantes y, se supone, reducen el nivel de colesterol en sangre.


La cualidad antihipertensiva y por ende favorable a la actividad cardiaca y que disminuye los riesgos de ACV o ictus cerebral está perfectamente demostrada: la alicina tiene como principal compuesto el sulfuro de hidrógeno el cual facilita la distensión de las membranas celulares vasculares disminuyendo de este modo la presión sanguínea y favoreciendo la circulación y el transporte de oxígeno mediante la hemoglobina de los glóbulos rojos a los órganos y, por consecuencia, implicando una menor fatiga (estrés) para el corazón.


No se ha demostrado científicamente que las personas que ingieren ajo no son picadas por los mosquitos.


También se usa el ajo en vía tópica para combatir las verrugas, además de ser también un eficaz vermífugo por vía oral (perlas de ajo). Se lo utiliza tradicionalmente al ajo para la ronquera y la tos. Los indios Cherokee lo usan como expectorante para la tos (fuente: Wikipedia)
Formas de uso
Puede ser usado en pasta, jugo, polvo, infusión, tinturas, aceite, decocción con leche, comprimidos

Dosis

Vía oral: un diente, 2 veces por día (con perejil disminuye su sabor), es mejor en jugo fresco o pasta (1/2 cucharita de café) mezclado con 2 cucharadas de miel dos veces al día. Para tolerarlo mejor se recomienda con el estómago vacío, pero si produce nauseas, después de comer.

Infusión: de 1 a 9 gms al día en dos veces (no hervir).

Polvo: (100 a 500 mg) o comprimidos  de 500 mg (dos veces al día).
Cocimiento: preparado con leche y tomado caliente favorece la expectoración y expulsión de los esputos en el asma, la bronquitis y la tos. Para ello se prepara triturando un diente de ajo y haciéndolo hervir durante 15 minutos en medio litro de leche; se cuela y se endulza a gusto.

Tintura: Para prepararla se toman 50 gramos de dientes de ajo a los que se haya quitado la piel y, una vez machacados en un mortero, se les incorporan 250 cc. de alcohol y se guardan en un frasco durante ocho días, removiéndolo suavemente todos los días. Transcurridos éstos, se cuela con un lienzo, se exprime bien el residuo y se filtra el líquido resultante debe guardarse bien tapado y en lugar fresco. La dosis normal es de veinte a treinta gotas disueltas en un poco de agua antes de las comidas. Esta es la manera más práctica, por la comodidad que representa de utilizarlo.

Uso externo: machacado y puesto entre dos gasas se aplica como una cataplasma ejerce una acción excitante y resolutiva sobre las úlceras, reumatismo, verrugas, callos y formaciones córneas. Para ello la cura debe durar de dos a cinco días, y si es necesario se toma un pediluvio caliente y los callos se desprenden fácilmente.

Como aceite medicado, aplicar sobre la zona de la dolencia (generalmente zona dolorosa).

Fórmulas
Para casos de artritis (Amavata), se prepara una decocción de ajo, jengibre seco y Vitex Agnus Castus.

Inflamaciones de piel: junto a Neem y centella asiática.

Con Valeriana y Centella asiática para problemas del sistema nervioso.

Para mejorar su efecto terapéutico como depurativo se puede mezclar 10 partes de pasta de ajo con 8 partes del polvo de jengibre seco, 8 de pimienta negra y 8 de Pimienta larga (Pippali) y 5 de canela (todo en polvo). Se debe dejar un tiempo en reposo antes de administrar (un mes mínimo).

En el Asthanga Hridaya existe una fórmula que se puede adaptar y que consiste en dejar los dientes de ajo en un frasco (cantidad suficiente de ajo para llenarlo) lleno de vino tinto (a elección) por la noche, luego a la mañana se muele el ajo y se saca el jugo, este se mezcla con vino a razón de una parte del jugo con tres partes de vino tinto.
Luego se administra una cucharada de la mezcla por día. También se puede hacer con vinagre o suero (buttermilk).

La pasta de ajo mezclada con partes iguales de Ghee, aceite de oliva o sésamo ó vinagre y dejada en reposo por 12 días es útil en tratar desequilibrios de Vata. Se toma antes de las comidas junto a miel, aceite ó Ghee como vehículo.

Otra fórmula es mezclar pasta 40 g de ajo con 80 g de Ghee y 80 g de miel, mezclar y consumirlo entre comidas. 

Uso como rejuvenecedor
CURA AYURVÉDICA DE AJO (RASONA KALPA)
(Estas terapias deben realizarse bajo control médico)

Este método se usa en el Ayurveda para poder manejar grandes cantidades de hierbas y tolerar los efectos indeseables. Para esto el la terapia Kalpa las dosis de las hierbas se usa en forma creciente.

El Kalpa se utiliza como terapia de generación de salud (salud positiva) y como preventivo del proceso de envejecimiento en individuos sanos. También en personas con enfermedades de difícil manejo.

Esta cura debería realizarse cada invierno temprano para las personas afectadas por Vata, y en el tardío para las personas afectadas por Kapha.
Sólo se debe administrar a personas con un buen estado digestivo y bajo control médico por la aparición de posibles efectos indeseables.

No se debe administrar a niños, embarazadas o personas con su Pitta desequilibrado.


Contraindicado en personas con fiebres, diarreas, hepatitis, ictericia, gota, erisipela, anginas, en el post-parto, alcoholismo, debilidad extrema y otros procesos debilitantes. Alergias a productos ácidos como alcohol, cítricos y otras alergias. Tampoco a personas impacientes o que no puedan cumplir por voluntad o inconsciencia con las indicaciones para la terapia.

Más abajo se dan unos ejemplos de tratamientos para realizarse con ajo en forma creciente y decreciente.

CURA TIBETANA DEL AJO:

Ingredientes:
350 grs de ajo pelado, cortado y triturado.
¼ litro de licor, tequila o coñac a 70º de uso interno.

Preparación: colocar en un recipiente de vidrio el ajo triturado y la bebida alcohólica. Cerrar herméticamente. Conservar en lugar fresco por 10 días, pasado este paso de tiempo, colar y guardar en un recipiente de vidrio y llevar a la heladera por 2 días más.

Observaciones: la preparación puede tomar un color verdoso.

Los primeros días puede producir mareos, erupciones, dolor de estómago. Esto se debería a la depuración que produce en el organismo.

Se debe beber de a gotas junto con leche o agua antes de las 3 comidas principales. No se puede repetir el tratamiento hasta después de 5 años.

Se debe tomar teniendo en cuenta la siguiente tabla.

Tabla de distribución diaria de la cura tibetana del ajo
DÍAS
DESAYUNO
ALMUERZO
CENA
1
1 gota
2 gotas
3 gotas
2
4 gotas
5 gotas
6 gotas
3
7 gotas
8 gotas
9 gotas
4
10 gotas
11 gotas
12 gotas
5
13 gotas
14 gotas
15 gotas
6
16 gotas
17 gotas
18 gotas
7
17 gotas
16 gotas
15 gotas
8
14 gotas
13 gotas
12 gotas
9
11 gotas
10 gotas
9 gotas
10
8 gotas
7 gotas
6 gotas
11
5 gotas
4 gotas
3 gotas
12
2 gotas
1 gotas
25 gotas






















CURA BÚLGARA DE AJO: Es una receta tónica que es útil regenerar las arterias, o por lo menos impedir el avance de la arteriosclerosis. 

Se llenan las tres cuartas partes de una botella con ajo bien machacado y se termina de llenar con alcohol. Se deja macerar durante veinte días y se cuela con un lienzo. 

Se inicia tomando el primer día una gota con un poco de agua o tisana antes de cenar; al segundo día se toman dos, y se aumenta una gota cada día hasta llegar a las 25 gotas, en cuyo momento se disminuye una gota diaria para finalizar la cura con sólo una gota. (esta es otra forma similar a la anterior).

Precauciones
Por lo general es seguro, sin embargo, algunas personas pueden presentar reacciones alérgicas en forma de problemas gastrointestinales o irritación de la piel. Debido a sus propiedades anticoagulantes su uso debe ser suspendido al menos dos semanas previas a cualquier intervención quirúrgica o extracción dental. 

Contraindicaciones
Embarazo, Inflamaciones de piel, del tracto digestivo, fiebre, exceso de Pitta como sangrados, ulceraciones o acidez.

Fuentes
Dash, Bhagwan. Herbal treatment for arthritis.
Lad, Usha y Lad, Vasant. Ayurvedic cooking for self healing.
Lad, Vasant. Ayurveda,la ciencia de curarse uno mismo.
Lad, Vasant. The Yoga of the Herbs.
Pelikan, Wilhelm, Fitoterapia, el poder curativo de las plantas.
Pole, Sebastian. Ayurvedic Medicine.
Sada Shiva Tirtha,swami. The Ayurveda Encyclopedia.
Tierra, Michael, Planetary Herbology.

Advertencia

Las sugerencias aquí volcadas son sólo a título informativo y orientativo, estas recomendaciones no reemplazan la consulta con los profesionales de la salud a los que se debe acudir ante cualquier duda que surja al respecto.

Curso de Formación en Ayurveda - Parte Inicial


17 ene. 2012

Desayunos adecuados para Pitta

Un desayuno adecuado nos proporciona la energía que necesitamos para empezar el día con energía y vitalidad.
Desayunar es esencial, ya que se ha comprobado un mejor rendimiento físico e intelectual en aquellas personas que desayunan a diario.
Es muy saludable comenzar con un vaso de agua caliente por la mañana (en caso de las personas Pitta es mejor tibia).
Si la persona necesita tener una buena fuente de energía, esta se obtiene de los hidratos de carbono y sobre todo complejos como panes de cereales, panqueques, galletitas, cereales secos o cocciones con otros cereales como avena, arroz con frutas secas y canela.
Alimentos para el desayuno adecuados para Pitta
Cereales
       Avena cocida (porridge), con agua o leche y azúcar mascabo (no miel), con pasas de uvas, ciruelas y almendras, también se puede agregar cardamomo o canela.
     Arroz con leche (blanco o basmati), preparado de manera similar que la avena. El arroz no tiene gluten por lo que es apto para personas con intolerancia al gluten. También se puede hacer con cebada (tiene gluten) ó amaranto cocido.
     Granola de avena seca con pasas de uvas, almendras, germen de trigo y azúcar natural, con pasas de uvas, yogurt natural diluido con agua 50/50 y con especias adecuadas para Pitta como el cardamomo. También se puede hacer con otros cereales secos como el amaranto o trigo en copos (ídem granola).
     Panqueques, galletitas ó tostadas; hechas con harina de trigo integral, harina de arroz (si hay intolerancia al gluten o trigo) ó harina de cebada.
















·        Receta de Panqueques de harina de Arroz (adecuada para personas con intolerancia al trigo) 
Se debe mezcla ¼ Kg de harina de arroz blanco o Basmati con una clara de huevo 
batida, 3 cucharadas de maicena, sal 1 cucharada de aceite de girasol y agua necesaria 
para prepara una pasta líquida para hacer panqueques. Se deja en reposo por unos 
minutos y luego se cocina en una sartén o plancha aceitada o con un poco de ghee. Se 
puede servir con mermelada, dulce o queso sin sal o cotagge.


También es muy importante la ingesta algún producto lácteo con los cereales (algunas personas tienen intolerancia a la leche u a otros lácteos y deben abstenerse de consumirlos) ya que aportan proteínas, vitaminas, minerales y calcio.
Los lácteos adecuados para Pitta, pueden ser el ghee, quesos blandos (cottage), quesos sin sal, quesos de cabra sin sal, leche (lo más cercana a la vaca posible!), leche de cabra.
También se pueden preparar leches con otros alimentos como arroz, almendras , las que poseen cualidades nutritivas importantes pero no contienen lactosa y caseína (que pueden generar intolerancia a alergia alimentaria).
Abajo figuran algunas recetas de leches de algunos alimentos:
·        Receta de Leche de almendras peladas (adecuada para Pitta) 
Se deben dejar en remojo 1 taza de almendras por la noche o directamente remojarlas en agua caliente (por 20 minutos ) y luego se saca la piel. Se colocan en una licuadora con 2 ½ tazas de agua y se licuan bien, se cuela, se endulza a gusto y ya está lista para servir. Esta leche es muy buena para prepara postres, posee además propiedades nutricionales, ya que es una buena fuente de energía y contiene ácidos grasos esenciales.

Nota: También se puede hacer con avellanas, nueces, pistacho, nueces de pará o macadamias, maní ó almendras con piel, pero todas estas semillas no son adecuadas para Pitta.

·        Leche de arroz básica: Se deben mezclar y licuar, 1 taza de arroz blanco a Basmati cocido (el integral aumenta a Pitta y no es recomendado en este caso), con 4 tazas de agua hasta lograr que la mezcla sea uniforme. Luego se añade un poquito de sal y 1 cucharada de azúcar (opcional), y extracto de vainilla natural (prepara con un pedazo de chaucha de vainilla) para darle sabor. Se deja reposar por 1 hora y luego se cuela y se coloca en la heladera. Se debe agitar bien antes de usar (rinde 4 tazas).
Nota: esta receta se puede hacer también con arroz integral, pero no es adecuado para Pitta dulce para darle más sabor.

·        Leche de coco 
Licuar ½ taza de coco rallado (mejor del fruto fresco) con 1 taza de agua caliente hasta obtener una mezcla uniforme, colar y enfriar en la heladera antes de servir. El coco es un buen alimento para Pitta, es de sabor dulce, además de refrescante y con efecto post digestivo anabólico, disminuye a Vata y a Pitta y aumenta a Kapha.

Nota: esta leche se utiliza para aplicar externamente en casos de problemas de piel como picazón en el cuero cabelludo o vitíligo.

Es muy bueno para el verano, alternar días de desayunos con cereales y días de desayunos con jugos de frutas y vegetales.
Lo importante para recordar, es separar los jugos de los cereales o de las comidas principales 2 horas por lo menos. Si se desayuna con cereales, podemos tomar los jugos a media mañana.
Los jugos adecuados para Pitta y el verano se pueden hacer con frutas y vegetales juntos, son una muy buena fuente de líquido, energía, minerales y vitaminas, también se mejoran sus propiedades agregando menta o polvo de semillas de hinojo y/o coriandro (u otras hierbas convenientes) antes de tomarlo.
Las frutas y verduras adecuadas para hacer los jugos figuran debajo:
Jugos adecuados para Pitta
Se debe dejar un lapso de 2 horas (antes o después) de las comidas.
Frutas
Verduras
Ananá, cereza dulce, ciruela dulce, coco, granada, guayaba, higo, mamón, mango, manzana, melón, naranja dulce (con moderación y si no hay intolerancia), pera, sandía, uva.
Apio, berro, zanahoria, zapallito, brotes, perejil, repollo, brócoli, amargón (radicheta), lechuga, escarola, pimientos, pepino, puerro,  hinojo, acelga.

Agregado a estos alimentos se puede beber alguna infusión de hierbas adecuadas para Pitta.
Infusiones adecuadas para Pitta
hierbas amargas y refrescantes, menta, hinojo, coriandro, tilo, melisa, cedrón, canela, cardamomo, regaliz (con cuidado), rosas, rosa china, pasionaria, carqueja, mil en rama, centella asiática y sus mezclas.




Fotos del Encuentro de Ayurveda 2011

Fotos del Encuentro de Ayurveda 2011
Charla sobre nutrición Ayurvédica